Yo no he nacido para un rincón: mi patria es el mundo.
Séneca
domingo, 20 de marzo de 2016

Miradas de invierno

La Escribana del Reino
M. E. Valbuena

Este año empezó duro para algunos de mis amigos y gente cercana: muertes, enfermedades, rupturas, desencuentros, desempleo… desesperanza y tristeza en general. Han pasado los meses y las situaciones con ellos. Alguna se ha resuelto, otras han crecido y alguna otra se ha enquistado (que es una forma de empeorar).
En este tiempo yo he hecho lo que ellos y otros como ellos hicieron conmigo en mis malos momentos: estar, acompañar. He invertido mi tiempo en escuchar, en consolar, en aportar serenidad, en enjugar lágrimas, en suavizar. He intentado ser el bálsamo que yo busqué para mis propias heridas.
Lo hice de la mejor manera que podía y sabía. Ellos valorarán los resultados.
El recuerdo que me queda de estos meses duros y tristes son sus miradas. Esas miradas que iban cambiando al mismo ritmo de la conversación, primero decaídas y entre lágrimas y, posteriormente, con esa chispa de luz de quien se sabe escuchado y querido, pues sólo quien se siente querido puede mirar así.
Miradas que caldearon las tardes gélidas del invierno e hicieron invisibles las inclemencias ambientales, que pusieron luz en la niebla y botas de agua en la tormenta, que esponjaron el corazón y consiguieron dibujar el arco iris. Miradas de agradecimiento y esperanza, de comprensión y lucidez, de color negro, azul, marrón o verde.
A escasas horas del cambio de estación, esas miradas, resumen de este invierno, me dicen que la vida, tira de la vida; la amistad, de la amistad; y el cariño, de los seres queridos.

Tenemos 7 comentarios , introduce el tuyo:

  1. La vida tira de la vida hasta la vida

    ResponderEliminar
  2. Hay miradas sanadoras, que escuchan, calman y sanan. Gracias M.Elena por mirar-me.

    ResponderEliminar
  3. Que gratificante es cuando estas pasando malos momentos en tu vida y tienes a una persona que te llama, te manda un correo.....etc..,con esta base ya es un motivo para luchar y tratar de resolver la situación, bien; cambiándola y quedar satisfechos con el nuevo cambio, o aceptando que no se puede llegar a lo que uno quisiera. Pepi.

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Hay veces que una mirada lo dice todo:
    Te inspira confianza, cariño.
    Notas que es transparente,auténtica, te mira a los ojos.
    Simplemente te mira, te escucha, te observa. No te juzga.
    Te está diciendo que está junto a ti para lo que necesites.
    Que a través de su mirada te manifiesta que le gustaría verte feliz.....
    GRACIAS A TODAS LAS PERSONAS QUE SOIS ASÍ
    JF

    ResponderEliminar
  6. La vida tira de la vida. La amistad, de la amistad.

    ResponderEliminar
  7. Que importante es que te recuerden la confianza en la vida más allá de lo que tú crees que es...sobre todo en esos momentos de oscuridad:La Vida tira de la vida de cada uno y una . No tenemos que hacer nada,sólo aceptar lo que ocurre y dejarnos mecer por ella.
    Un gran abrazo

    ResponderEliminar