Este es el momento para arrimar el hombro.
La Redacción del Blog
sábado, 20 de diciembre de 2014

Los nuevos Herodes

Alice, Emma, Sam, Pascal, Laila, Ricken y todo el equipo de Avaaz


Hasta nuestra redacción ha llegado esta entrada que nos quema en las manos, que nos deja el alma llena de heridas y que queremos compartir con todos nuestros internautas, en compasión y solidaridad y poniéndole tan solo el título:
LOS NUEVOS HERODES
Un grupo de hombres ha entrado en un colegio de Pakistán y masacrado a más de 100 niños y niñas. ¡Más de 100! ¿Qué tipo de persona es capaz de hacer algo así?
Alguien que considera la escuela como la competencia a la hora de reclutar niños para ponerles un arma en la mano. La educación no es solo el mejor antídoto contra la pobreza, también es una de las mejores tácticas para prevenir el terrorismo al permitir que niños y niñas sin esperanza tengan acceso a una vida mejor. Hagamos frente a esta tragedia con un gran llamamiento global para que todos los niños y niñas puedan estudiar.
Nuestros gobiernos ya se han comprometido ante la ONU a garantizar el acceso universal a la escuela de todos los niños y niñas para 2015. Contribuyamos a que esto suceda en Pakistán y también en otros países. Únete a esta campaña para honrar la memoria de todos los niños y niñas de Peshawar. Le entregaremos nuestra petición a Gordon Brown, Enviado Especial de la ONU en Educación, al Primer Ministro de Pakistán y a todos los líderes que puedan ayudar a hacer de esta necesidad una realidad. Súmate:
Cuando los talibanes dispararon a Malala a sus 15 años, fuimos casi un millón los que exigimos al gobierno de Pakistán que cumpliera su sueño de garantizar la educación para todos los niños y niñas de su país. Gordon Brown le entregó nuestro llamamiento directamente al Presidente de Pakistán, quien también firmó la petición y anunció un programa de becas para tres millones de niños y niñas.   
No obstante, hoy hay todavía 5,5 millones de niños y niñas sin escolarizar en Pakistán y más de 58 millones en todo el mundo. Desde 2010, los esfuerzos de escolarización han ido disminuyendo, especialmente en zonas de conflicto como Peshawar. Sin embargo, si se destinara ayuda extranjera a financiar las escuelas primarias, solo se necesitarían poco más de seis mil millones de dólares para cubrir la educación de todos los niños y niñas por primera vez en la historia.
Esto ha sido un ataque directo contra los hijos e hijas de los miembros de las fuerzas armadas paquistaníes. Hacer frente a los talibanes, convencer a los padres de que los colegios son lugares seguros y garantizar que el gobierno mantenga una postura firme respecto a la educación no será tarea fácil pero, si nos quedamos con los brazos cruzados, los extremistas ganan a costa de aniquilar los sueños de los más pequeños. Si mandamos nuestro apoyo global ahora, podemos ayudar a millones de niños a empuñar lápices en lugar de fusiles. Haz clic abajo para firmar la petición:
Desde Siria hasta Sudán, nuestra comunidad se ha unido en repetidas ocasiones para exigir que se proteja a la infancia frente a la violencia. Juntemos fuerzas ahora para exigir su derecho a la educación. Esta es la única solución real y a largo plazo que acabará con la violencia extrema -- y que ofrecerá a los niños y niñas de todo el mundo un futuro mejor. 
Con esperanza,
Alice, Emma, Sam, Pascal, Laila, Ricken y todo el equipo de Avaaz

Tenemos 1 comentario , introduce el tuyo:

  1. Todos los fundamentalismos conducen a la barbarie. ¿No está el amor por encima de todas las ideologías?. Hoy queda maldecir a los que ponen las ideas por encima, sean las que sean

    ResponderEliminar