Este es el momento para arrimar el hombro.
La Redacción del Blog
viernes, 20 de junio de 2014

Ver la propia mirada

Conversaciones con mi mente
M.ª José Calvo Brasa
Hoy, solo hoy, y tan solo por un momento, contempla por favor tu propia mirada… No lleva mucho tiempo, no cansa, no asusta… Solo te pido que detengas ese ajetreo loco de la vida y observes con calma el brillo de tus ojos, la luz clara de amanecer que surge desde su más remota profundidad. ¡Hay tanta magia en tu mirada! Es la bondad de un ser humano único, la belleza de un alma limpia y la encantadora locura de un corazón vivo y palpitante…

Míralos sólo por un instante, que tus ojos te hablarán de la perfección de lo que eres. Puede que tu mente farfulle interminables monsergas de tus defectos, de tus “no puedo”, “no debo”… Pero deja hablar a tus ojos y escúchalos, pues yo daría cualquier cosa por enseñarte lo que veo en tu mirada: la esencia maravillosa que refleja.
El mundo tropieza, la vida a veces decepciona, pero solo con que contemplaras un instante esos ojos humanos, amarías su dulzura, te asombrarías con lo que muestran y te abrazarías a tu esencia, incapaz ya de soltarte de ella.
Demasiado dolor en cada persona por perderse sus miradas. Demasiada angustia por acatar las limitaciones del ego, demasiada prisa por llegar a ninguna parte, cuando todo lo que importa está tras una mirada… la propia mirada. Mírate, mirémonos y quedémonos sin palabras, mudos de asombro ante el regalo de la vida que somos: seres humanos perfectos en nuestras imperfecciones y rarezas. Hermosos con lo que hay y sencillos con lo que somos.
La belleza de la mirada sólo hay que buscarla, y con ella encontraremos el alma.

Tenemos 5 comentarios , introduce el tuyo:

  1. Acabo de leer tu reflexión y me ha entrado un sentimiento de paz que me ha dejado muy satisfecho. Gracias. Norecic

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una maravilla comenzar el dia con una reflexion tan bonita !!!
      Feliz viernes.

      Eliminar
  2. Me gusta: "Pero deja hablar a tus ojos y escúchalos, pues yo daría cualquier cosa por enseñarte lo que veo en tu mirada: la esencia maravillosa que refleja".
    Voy a mirarme en ele spejo y ver lo que veo y siento. Con cariño, por supuesto.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por recordarlo. Andamos con tanta prisa y con tantas cosas, que muchas veces perdemos nuestra mirada por el camino.
    Hace no mucho, yo encontré de nuevo mi mirada y fue un día precioso. Sentí como si mi niña saliera a jugar de nuevo, tenía ganas de reir por nada, sonreía al que me cruzaba, lloré al ver el arco iris, me sentí feliz de nuevo, hasta coincidió que me regalaron un peluche que me recuerda la niña que llevo dentro y a la que tengo que escuchar más a menudo. Pero sobre todo vi de nuevo la bondad de mi Ser, cambio el color de las cosas, había más luz alrededor y los pesares, pesaban menos.
    Ese recuerdo permanece hoy. Cuando algo va mal, conecto con ese momento y Soy. :)

    ResponderEliminar
  4. Todo lo que somos y tenemos está en nuestro interior. Aprendamos a observarlo, escucharlo y que beneficio nos haremos al descubrir el significado. Pepi

    ResponderEliminar