Lo que nos anula en el vivir diario es la rutina, lo que nos hace vivir con sentido son los proyectos y la creatividad.
Pedro Ortega Ruiz
domingo, 25 de diciembre de 2011

NAVIDAD



Navidad viene de natividad y natividad significa nacimiento. Y nacimiento siempre es una nueva vida, es una oportunidad, es un abrirse a la novedad que nos espera.

Si esto es así, celebrar la Navidad –al margen del sentido fundamentalmente religioso- es celebrar el nacimiento a:

- la acogida

- la ternura

- la mirada limpia

- el corazón abierto

- la mente despierta y tranquila

- el pensamiento positivo

- la actitud agradecida

- el espíritu comprometido

- la sonrisa fácil y franca

- la mesa preparada

- los bienes y los males compartidos

- ...

Siguiendo con el razonamiento: si esto, de verdad, fuera así, no deberían existir en Navidad –al menos, en Navidad- comidas solitarias, ni Hogares para desamparados, ni balas perdidas, ni miradas asesinas, ni gestos desagradables, ni Teléfono de la Esperanza, ni limosnas culpables, ni derroches embrutecedores, ni sospechas infundadas, ni tantas otras cosas.

Pero... “haberlas haylas”


La escribana del Reino
M.E.Valbuena

Tenemos 4 comentarios , introduce el tuyo:

  1. ¡Cuantas veces las buenas intenciones son humo! Pero es necesario que las haya porque pueden ser el motivo para el cambio. También ne Navidad hay soledad, tristeza, abandono, dolor...¡cómo no! En ocasiones elegimos ese camino equivocado y en ocasiones no sabemos salir de las circunstancias que nos llevan a ello...porque caemos en la pereza o en la falta de estima propia o en la rabia desencauzada...¡qué complejo es el ser humano! ¡cuánto bien y cuanto mal por la libertad! Pero es que sin ella no seriamos nada. Hay en Navidad levanta mi voz de agradecimiento al Creador: solos en potencia seres llenas de enormes posibilidades. Tenemos que descubrirlas y ponernas a funcionar. En ese descubrimiento estamso trabajando en los grupos del T.E. ¡¡¡Feliz Navidad!!!

    ResponderEliminar
  2. Pues sí, tan cierto como tu y yo estamos aquí.La vida es lucha entre el nacimiento y la muerte, entre luz y tinieblas.Podemos ir creciendo en positividad o negatividad en la medida en que seamos conscientes de qué nos hace felices y si eso de la gratuidad tiene que ver conmigo para expandirla alrededor.
    Hoy tenemos una gran noticia que podemos encarnar en nuestras vidas según nos de el entendimiento:nos ha nacido Dios, una alegría cuando entendemos el proceso de vida en la nuestra.

    ResponderEliminar
  3. Que maravilloso sería que por lo menos en Navidad, todo el mundo fuera feliz, no hubiera enfermedades, todo las personas tuvieran un hogar,no hubiera rencor, envidias, ningún problema en nuestra mente, etc. etc. pero esto es una ¡UTOPIA!.
    Pero si me parece una época más especial para reflexionar sobre nosotros mismos y preguntarnos; cómo somos hacia nosotros, hacía los demás, que grano de arena ponemos cada día para un mayor beneficio con las personas que nos relacionamos: familia, trabajo, amigos etc,
    Pepi propone que busquemos un momento para estar a solas con nosotros mismos y escucharnos a ver que nos dice nuestro interior. ¡Menuda experiencia!, ¿verdad Valentín?.

    ResponderEliminar